Mostrando entradas con la etiqueta ligero. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta ligero. Mostrar todas las entradas

Verduritas salteadas con salsa de pesto rosso, gorgonzola y parmesano

Una receta muy fácil, sana y muy sabrosa. Se saltean las verduras y se sirven con una salsa de pesto rojo mezclado con nata y gorgonzola. El sabor es un poco dulce, con el amargor del gorgonzola para contrarrestarlo. Y como toque final, parmesano rallado para acabar de dar el sabor italiano! 

Ingredientes :
  • 8 patatitas nuevas (lo más pequeñas posible)
  • 5-6 champiñones
  • 150g de brocoli
  • 150g de coliflor
  • 1 diente de ajo
  • 3 tomates secos bañados en aceite
  •  6-7 hojas de albahaca
  • 5 anacardos (o avellanas)
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 cucharadas de agua
  • 10cl de nata espesa 
  • 20g de gorgonzola
  • 20g de parmesano rallado
  • perejil picado
  • sal, pimienta
Cocer las patatas en agua, con su piel, hasta que estén todavía ligeramente firmes. Si son cocidas del día anterior, mejor aún. 

Mientras, preparar el pesto : en el bol del turmix poner los tomates secos, los anacardos (o avellanas), la albahaca, el diente de ajo, 10g de parmesano rallado (2 cucharadas aprox), 2 cucharadas de agua y triturar. Añadir poco a poco el aceite de oliva hasta que el pesto tenga la consistencia de una mayonesa. Reservar.
Poner un poco de aceite en una sarten bien caliente y saltear el brócoli y la coliflor en ramitos. Cuando estén un poco dorados, añadir medio vasito de agua y tapar. Dejar que se hagan así al vapor unos 4-5 minutos. Destapar, dejar que se acabe de evaporar el agua, añadir las patatas, los champiñones partidos por la mitad, y saltear dos minutos más a fuego vivo. 
 Añadir la nata, el gorgonzola en cubitos, y mezclar hasta que se derrita el queso. Añadir el pesto rojo, mezclar bien y servir enseguida con parmesano rallado y perejil picado. 

Tacos de alubias, mango y aguacate, con masa casera de polenta y semillas de lino

tacos-vegan-masa-flax-tortilla-mango-chili

Sí, los tacos también pueden ser saludables! Esta receta propone preparar la masa con una base de polenta y semillas de lino. La polenta le da a la masa el sabor típico de las tortillas de maíz, y las semillas de lino nos permiten obtener una masa flexible fácil de enrollar. De relleno, pondremos unas alubias preparadas al estilo chili sin carne (puedes usar alubias blancas o negras), acompañadas de una ensaladita de mango, pimiento, aguacate y cilantro que nos aportará un toque dulce y muy fresco. Para darles un último toque mexicano, aliñaremos los tacos con una salsa de tomate y chile

Ingredientes (para 4 tacos) : 
  • 3 cucharadas soperas de semillas de lino
  • 5 cucharadas soperas de polenta
  • 15cl de agua
  • 1 mango
  • 1/2 pimiento rojo dulce
  • 1 aguacate
  • 2 cebollitas tiernas
  • 4 tomates cherry dulces 
  • 1 lata de alubias (blancas o negras)
  • 1/2 lata de tomate triturado (200g)
  • 1 cucharadita de comino molido
  • 1 cucharadita de chile molido
  • 1 tomate pequeño (o 1/2 tomate grande)
  • zumo de 1/2 lima
  • cilantro picado
  • sal, aceite de oliva
Preparar la masa de los tacos : mezclar la polenta con las semillas de lino, una pizca de comino molido y una pizca de sal. Triturar todo en seco bien fino con un turmix. 

 
Verter esta mezcla en un bol y añadir el agua. Mezclar con una cuchara hasta conseguir una masa sin grumos, que tenga la consistencia de una masa de pancakes. Dejar reposar media hora en la nevera.

Preparar las alubias : verter 2 cucharadas de aceite de oliva en una olla a fuego medio. Cuando esté caliente, añadir una cucharadita de comino molido y a continuación el tomate con una pizca de sal. Dejar que se vaya cociendo. Cuando esté ya muy espeso, añadir las alubias, tapar y dejar 5 minutos a fuego lento. Reservar en caliente.

Preparar la ensalada : cortar el mango, el pimiento rojo, los tomates cherry y el aguacate en daditos muy pequeños. Disponerlos en un bol, añadir la cebolla tierna picada, el cilantro picado, un toque de chile molido, una cucharada de aceite de oliva y un poco de zumo de lima. Mezclar bien. 

Preparar la salsa picante : triturar el tomate (o medio tomate) fresco con piel y semillas con una cucharadita de chile molido en el bol de un turmix. Disponer esta salsa en un bol, añadir una cucharada de aceite de oliva y mezclar con cuchara.

Cocer la masa de los tacos : en una sarten con fondo antiadherente, bien caliente pero sin aceite (si le ponemos aceite la masa se irá resbalando), disponer unas dos o tres cucharadas de masa e ir extendiéndola con la ayuda de la cuchara en forma de un disco de 10-12cm de diámetro. Esta operación es un poco delicada, pero una vez que tenemos el disco bien formado, la masa se hace más fuerte y no se rompe. Darle la vuelta, cocer el "crepe" del otro lado y reservar en caliente hasta tener los 4 discos hechos.

Rellenar los tacos con las alubias, unas cucharadas de ensaladita y un poco de salsa picante. Servir con trocitos de lima que cada comensal podrá exprimir para dar un último toque ácido.

Quiche súper aromático con masa de patata rallada

Una versión "fusión" del quiche. Sustituimos la masa quebrada por patata rallada, y la nata por leche de coco. Añadimos ingredientes saludables como el kale, tomates cherry, apio, poco cocinados para que conserven todas sus propiedades y su textura. El resultado es un quiche muy suave y delicado, tremendamente aromático. Acompañado de una ensalada verde es un plato completo, perfectamente equilibrado. 

Ingredientes : 
  • 500g de patatas
  • 150g de ramas de apio
  •  2 cebollas
  • 4 dátiles 
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 150g de tomates cherry
  • 1 puñado de hojas de kale cortadas
  • 4-5 rodajas de rulo de queso de cabra
  • 20cl de leche de coco
  • 3 huevos
  • sal, pimienta
  • nuez moscada
  • hojas de albahaca
  • 1 pera
  • crema de vinagre balsámico (opcional)
Preparar la masa : rallas las patatas peladas (o con piel si son nuevas). Ponerlas en un trapo, y sacar todo el agua posible presionando bien como si se tratara de una cuajada. Sacarlas y disponerlas en un molde de tarta forrado con papel antiadherente y untado con aceite de oliva. Presionar muy bien (se puede utilizar otro molde ligeramente más pequeño). Salpimentar y hornear a 200 grados unos 15 minutos (hasta que se ablanden las patatas, pero sin que se doren demasiado). 



Mientras, picar la cebolla y ponerla a dorar con un poco de aceite de oliva. Tapar y dejar que se haga unos 10 minutos, hasta que se ablande. Añadir los dátiles picados, el azúcar, y dejar que se caramelice bien todo. Reservar.

Cortar el apio en rodajas muy finas, ponerlo a dorar con un poco de aceite. Cuando esté un poco dorado, añadir el kale, y dejar un minuto más. Apagar el fuego.

Sacar la masa de patatas del horno. Esparcir 3/4 de la mermelada de cebolla sobre la masa.

Disponer encima el apio y el kale. 


Batir los huevos con la leche de coco y un poco de nuez moscada, incorporar la mezcla en el molde.


Disponer unos tomatitos cortados en cuartos, las rodajas de queso de cabra con un chorrito de aceite de oliva y un poco de tomillo, y hornear 15 minutos a 200 grados. 
 

Caramelizar las peras cortadas en láminas con una cucharadita de azúcar en una sartén antiadherente. Disponerlas sobre el quiche con unas cucharadas del resto de cebolla caramelizada y unas hojas de albahaca. Decorar con un chorrito de crema de vinagre balsámico.



Ensalada sabores de otoño



Una ensalada completa que te dará todas las vitaminas necesarias para enfrentarte al invierno! Llena de colores, también te proporcionará minerales y antioxidantes para reforzar las defensas. Lleva lechuga, manzana granny para dar un toque de acidez, queso azul para combinar, tomates cherry, aguacate, maíz crujiente para dar textura, semillas, y aceite de lino para el aliño. El aceite de lino tiene muchos acidos grasos esenciales para nuestra salud, y para vegetarianos es ideal ya que los omega 3 se suelen encontrar más bien en carnes y pescados. Esta ensalada completa nos permitirá cuidar nuestra salud a la vez que disfrutamos de sus sabores!

Ingredientes :


  • lechuga
  • tomates cherry
  • 100g de garbanzos cocidos
  • 1 aguacate
  • 30g de queso azúl
  • 1/2 manzana granny  
  • unas pasas
  • unos granitos de maíz frito (kikos)
  • aceitunas negras
  • 2 cucharaditas de tahini (pasta de sésamo)
  • semillas de sésamo negro
  • semillas de cáñamo (u otras semillas)
  • vinagre balsámico
  • aceite de lino Naturgreen
  • sal, pimienta
  • cilantro picado
  • chile molido 
Partir los tomates cherry por la mitad, cortar el aguacate y la manzana (con la piel) en láminas, y reunir todos los ingredientes en el plato. Desmenuzar el queso azúl encima de la manzana. Esparcir el maíz crujiente, las semillas, y aliñar con la sal, el vinagre y el aceite. Disponer un poco de tahini al lado de los garbanzos.



Aceite de lino Naturgreen
El aceite de lino Naturgreen se puede encontrar en supermercados de productos naturales y ecológicos. También lo puedes pedir por internet en la tienda Biosano.

Sopa Thai de lentejas rojas al curry

Un plato reconfortante para el otoño, y bastante ligero. Las lentejas rojas al no tener piel se hacen muy rápido, lo cual reduce considerablemente el tiempo de preparación de esta sopa. Los sabores thai de la citronela con el jenjibre, la lima, la albahaca y el cilantro hacen de este plato un éxito asegurado! Si te gusta el picante, no dudes en añadir chile fresco al momento de servir, le da el último toque. 


Ingredientes (para 3-4 platos) : 
  • 250g de lentejas rojas
  • 2 cebollas 
  • 1 cebollita tierna
  • 1 pimiento verde
  • 3 dientes de ajo
  • 2 cucharadas de curry
  • 1 cucharadita de comino
  • 10cl de tomate frito
  • 30cl de leche de coco
  • 1 rama de citronela
  • 4-5 rodajitas de jenjibre
  • 10 hojas de albahaca
  • 1 ramito de cilantro
  • 1 lima
  • 1 chile fresco (opcional)

Picar la cebolla, ponerla a dorar en una olla con aceite de coco o de girasol. Tapar y dejar que se ponga muy blanda. Añadir el pimiento cortado en dados muy pequeños. Dejar que se dore. Añadir el ajo prensado, dorarlo ligeramente, el chile cortado en rodajas (opcional) y a continuación las especias y el jenjibre pelado, cortado en rodajas. Dejar que se caliente todo sin quemarse. Añadir el tomate frito, las lentejas y medio litro de agua caliente. Tapar y dejar que las lentejas se vayan haciendo unos 10 minutos. Incorporar entonces la leche de coco y dejar 10 minutos más. Apagar el fuego e incorporar entonces las hierbas frescas picadas o enteras, según gustos, y la cebolla tierna en rodajas (sólo la parte verde).

Justo antes de servir la sopa, exprimir un poco de lima encima. Le dará un toque muy fresco! A los que toleran el picante, añadir unas rodajitas de chile fresco.


Ensalada verde en cestita crujiente, con "veganesa" de maíz frito y cilantro

Si no te gusta lavar los platos, cómetelos! Esta ensalada se sirve en su cestita de masa crujiente de harina de garbanzo. La masa es muty fácil y rápida de hacer, se prepara como unos crepes que se ponen luego a secar en el horno encima de un bol para que vayan cogiendo forma. La ensalada lleva aguacate, remolacha, y melocotones. La mezcla de dulce y salado queda genial con la "veganesa" de maiz frito (los kikos de toda la vida!), que le da un toque tex-mex a la ensalada. : se prepara como un pesto, poniendo maíz en vez de nueces, con cilantro y tomates cherry. 

Ingredientes (para dos ensaladas grandes) : 

Para la masa : 
  • 80g de harina de garbanzo
  • 30cl de agua
  • sal, pimiento
  • una pizca de comino molido
Para la ensalada :
  • 1 aguacate
  • 1 melocotón
  • 1 remolacha
  • hojas de lechuga
  • tomates cherry
  • tiras de pimiento verde y rojo
  • germinados
Para el pesto : 
  • 10 granitos de maíz frito 
  • 6-7 ramitas de cilantro
  • 5 tomates cherry
  • aceite de oliva
  • sal
  • una pizca de chile molido

Preparar la masa : mezclar la harina de garbanzo con el agua, la sal, pimienta y comino. Dejar reposar al menos media hora (asi evitaremos que se rompa la masa al cocinarla).
Cocer dos crepes en una sarten bastante grande (35cm aprox) con fondo antiadherente. No hace falta darles la vuelta, para evitar que se rompan. Con papel antiadherente, forrar dos boles dados vuelta sobre la placa del horno. Procurar que el papel se adapte muy bien a la forma del bol. Disponer encima los crepes. Hornear a 180 grados hasta que la masa se note seca y se vea ligeramente dorada. Sacar y reservar sin tocarlo hasta que se enfríe ligeramente. 

Disponemos el crepe encima de un bol dado vuelta

Al salir del horno, la masa queda crujiente


Preparar el pesto : en el bol de un turmix, triturar todos los ingredientes menos el aceite. Añadir el aceite poco a poco como si se tratara de una mayonesa. 


pesto-kikos-corn-maiz-cilantro-coriander

Preparar la ensalada : cortar el aguacate y el melocotón en daditos, cortar los pimientos en tiras.
Dar la vuelta a las cestitas, llenarlas de ensalada y aliñar con el pesto. Decorar con germinados y maíz frito machacado.

Mini pizzas de polenta

Una versión sin gluten y vegana de la pizza, con tres verduras diferentes : champiñones, brocoli y berenjena. La masa está hecha con polenta : es muy fácil de hacer, no hace falta encender el horno (lo cual se agradece en verano) y aún así queda crujiente. Para darle sabor a parte de la salsa de tomate, le añadimos un pesto hecho con cacahuetes y albahaca. Es muy fresco y el color es muy bonito.

Ingredientes (para dos mini pizzas) : 
  • 100g de polenta instantánea
  • 3 veces el volumen de la polenta en agua
  • sal, pimienta, tomillo
  • 250g de brócoli 
  • 100g de champiñones
  • 300g de berenjena
  • 15cl de tomate frito
  • 20g de cacahuetes naturales (no salados ni fritos)
  • 5-6 hojas de albahaca
  • zumo de media lima
  • aceite de oliva
Preparar el pesto : triturar con un turmix los cacahuetes con la albahaca, el zumo de lima, un poco de agua e ir añadiendo poco a poco el aceite hasta tener una consistencia de crema. Sazonar con sal y pimienta.

Preparar las verduras : saltear por separado el brocoli en ramitos, la berenjena en daditos, y los champiñones laminados. Echarles un poco de sal, pimienta, ajo y perejil. Reservar en caliente.

Preparar la masa : hervir el agua, echarle la sal, a pimienta y el tomillo. Añadir la polenta, dejar que se haga un minuto sin dejar de remover y verter la mitad de esta mezcla en una sarten muy caliente con fondo antiadherente con dos cucharadas de aceite de oliva. Repartir como si se tratara de un crepe, hasta tener un diámetro de 25-30cm aprox. Dejar que se dore bien la masa (es lo que le da el sabor!).  Repetir la operación para la segunda pizza.

Disponer las masas en los platos, verter encima la salsa de tomate, disponer las verduras y acabar con unos toques de pesto.

Buddha bowl oriental con couscous y amaranto, pesto de tomate seco y cilantro

Un plato de inspiración oriental, con sus especias y su generosidad. Se compone de un couscous vegetal, de amaranto con garbanzos, unas olivas negras y una ensalada gigante aliñada con un pesto de tomate seco y cilantro. La mezcla de sabores es muy agradable y fresca. Este plato es muy completo, y es perfecto para que cada invitado se pueda hacer su propia combinación con lo que más le gusta.

Ingredientes : 
  • 1 pimiento verde
  • 1 nabo o una chirivía
  • 3 zanahorias
  • 1 calabacín
  • 1 cucharadita de ras-el-hanout (o mezcla de canela/cúrcuma/comino)
  • 1 pizca de chile 
  • 2 cucharadas de tomate frito
  • 100g de semillas de amaranto
  • 200g de garbanzos cocidos
  • 3 cucharadas de perejil picado
  • 3 tomates secos
  • 1 ramito de cilantro (3-4 ramas)
  • 2 nueces
  • zumo de media lima
  • aceite de oliva 
  • lechuga
  • 1 aguacate
  • tomates cherry
  • olivas negras
  • sal, pimienta, pimentón
 
Cortar el pimiento, la chirivía (o nabo), las zanahorias en daditos y ponerlas a dorar en una sarten con aceite de oliva. Tapar y dejar que se hagan 5 minutos. Añadir el calabacín en daditos, el ras-el-hanout, el chile, sal, pimienta, 2 cucharadas de tomate frito y volver a tapar. Dejar que se haga a fuego medio hasta que el calabacín esté ligeramente tierno.

Preparar el amaranto : poner las semillas en una olla con agua fría, y poner a hervir hasta que estén ligeramente tiernas (8-10 min). Escurrir, volver a poner en la olla y dejar a fuego lento tapado unos minutos para que el agua que sobre se acabe de absorber. Sacar del fuego, dejar enfríar un poco y mezclar con los garbanzos y el perejil picado. Añadir un poco de comino, de zumo de lima, y de sal. 

Preparar el pesto : en el bol de un turmix, poner los tomates, las nueces, el cilantro, unas gotas de zumo de lima, un poco de agua, e ir añadiendo aceite mientras vamos triturando, hasta tener una consistencia casi de mayonesa. 

Disponer el couscous y el amaranto en una mitad del plato, y la ensalada en la otra mitad, con su lechuga, su aguacate, sus tomates cherry, y aliñar con el pesto. Acabar disponiendo en el centro las aceitunas negras. 

Gofre de harina de garbanzo con ensalada de aguacate, pimiento asado, tofu ahumado, hummus y salsa de tahini


Un gofre salado hecho con harina de garbanzo, cubierto de su ensalada fresca. Es un plato muy completo, la harina de garbanzo siendo una muy buena fuente de hidratos de carbono y proteínas. El aguacate y todas las verduras nos proporcionarán un montón de vitaminas y antioxidantes. A parte del aspecto dietético, el plato está lleno de colores y de frescor que nos encantan en verano!

Ingredientes (para 2 gofres grandes) : 
  • 130g de harina de garbanzo
  • 1 vasito de agua
  • 1 cucharada de semillas de lino
  • 1 cucharadita de semillas de comino
  • cilantro picado
Guarnición :
  • 1 pimiento rojo
  • 1 aguacate
  • tomates cherry
  • 60g de tofu ahumado
  • 100g de garbanzos cocidos
  • 2 cucharaditas de tahini
  • zumo de 1 lima
  • canónigos
  • germinados
  • cilantro
  • semillas de sésamo
  • pimentón picante
  • aceite de oliva

Preparar la masa de los gofres : mezclar la harina de garbanzo con el agua hasta conseguir una consistencia de  masa de bizcocho bastante espesa. Añadir el cilantro picado, las semillas de lino, las semillas de comino, mezclar bien y dejar reposar media hora.

Mientras, preparar el hummus : triturar los garbanzos con el zumo de media lima, una cucharadita de tahini, una cucharada de aceite de oliva, y un poco de sal. 
Preparar el pimiento : en una sartén con aceite de oliva, poner el pimiento partido por la mitad. Tapar y dejar que se haga a fuego medio hasta que la piel se queme ligeramente. Darle la vuelta, y cocer del otro lado. Quitar la piel quemada y reservar hasta que se enfríe. En la misma sartén, saltear el tofu cortado en daditos. (También se podría hacer el pimiento y el tofú en el horno, 15 minutos a 220 grados). 
Preparar la salsa de tahini mezclando una cucharadita de tahini con un poco de zumo de lima y un poco de agua, hasta conseguir una consistencia de yogur.


Cocer los gofres en la máquina. Ponerlos en el plato de servicio, y una vez estén templados disponer encima todos los elementos de la ensalada : los canónigos, los tomates, el aguacate, el pimiento asado, el hummus, el tofú, y aliñar con la salsa de tahini. Decorar con germinados, semillas de sésamo, cilantro y pimentón.



Tabbouleh de quinoa con calabacín, queso de cabra y salsa de tahini


Una receta muy fresca y ligera. El queso de cabra es opcional, pero le da un toque de untuosidad a la receta. La presentación es muy bonita para un entrante, y es muy fácil y rápida de preparar. 


Ingredientes (para 3 platitos de entrante) : 
  • 1 calabacín
  • 1 zanahoria
  • 1 tomate
  • 1/2 pimiento verde
  • 1 cebolla tierna (sólo la parte verde)
  • 60g de quinoa
  • 1 ramo de perejil
  • hojas de menta
  • 2 rodajas de queso de cabra (rulo o queso fresco)
  • zumo de 1 lima
  • sal, pimienta
  • 1 cucharadita de tahini
  • hojas de lechuga
  • 1/2 cucharadita de semillas de comino

Poner a cocer la quinoa en agua fría. Cuando hierva, tirar el agua, poner agua nueva y volver a hervir. Cuando esté casi tierna, escurrirla y volver a ponerla en el fuego 5 minutos con las semillas de comino, a fuego muy muy bajo, para que el resto del agua se vaya absorbiendo, y que la quinoa se quede seca y bien separada. Dejar enfríar. 

Cortar 6 láminas de calabacín con un pelapatatas. Tienen que ser muy finas. Evitar la parte de las semillas. Ponerlas a marinar en un cuenco con un poco de aceite y de zumo de lima.
Mientras, cortar todas las verduras lo más fino posible, incluyendo el resto del calabacín (descartaremos la parte de las semillas). Quitar las semillas de los tomates y cortarlos en daditos muy finos.

Mezclar la quinoa con todas las verduras, el zumo de lima, sal, pimienta, y el perejil picado. 

Forrar unos círculos pasteleros de 7-8cm de diámetro con las láminas de calabacín, y llenarlos con el tabbouleh. Aplastar un poco con una cuchara para que se queden un poco compactos y que no se vayan a desmoronar cuando quitemos el círculo. Decorar con daditos de queso de cabra, y hojas de menta. 

Preparar la salsa de tahini añadiendo un poco de zumo de lima (y agua si hace falta) al tahini hasta conseguir la consistencia deseada. Aliñar los platos y las hojas de lechuga con esta salsa. 
 

Sopa fría de melocotón y melón con menta, croutons y queso de cabra


Si te gusta mezclar dulce y salado en un mismo plato, esta receta te encantará. A parte de sanísima, es muy refrescante para los días de calor. Esta sopa fría es una mezcla de melón, melocotón, yogur, zumo de lima y menta. Se acompaña de unos picatostes con trocitos de queso de cabra. La mezcla del crujiente del pan con la untuosidad del queso de cabra, el sabor dulce del melocotón y el toque ácido de la lima es un festival para las papilas. 


Ingredientes (para 4 a 6 boles) : 
  • 350g de melocotón
  • 250g de melón
  • 1 yogur natural
  • 5-6 hojas de menta
  • 1 lima
  • 2-3 cucharadas de aceite de oliva
  • 4 rebanadas de pan integral
  • 4 rodajitas de queso de cabra (rulo), o queso fresco de cabra
  • germinados de alfalfa (u otros germinados)

Poner previamente la fruta en la nevera para que esté bien fría.
Poner el melocotón (con piel), el melón, el yogur, la menta, el zumo de la lima, y el aceite de oliva en el bol del blender. Triturar muy bien. 

sopa-fria-melocoton-melon-queso-cabra
Descubre el blender Froothie Optimum 9200!!


Cortar el pan en daditos, ponerlos a dorar en una sartén con un poco de aceite de oliva. Picar o desmenuzar el queso de cabra.

Servir la sopa bien fría con los croutons encima, y el queso de cabra. Decorar con los germinados. 


Veggie+ : para una versión vegana, se puede sustituir el queso de cabra por tofu ahumado, y no poner yogur en la sopa.

Nota : al poner zumo de lima, retrasaremos la oxidación de la menta y de la fruta. Aún asi, es mejor no conservar la sopa más de 6-8 horas en la nevera, bien tapada con un film o en un tupper para que no esté en contacto con el aire. Pasado este tiempo, el sabor no estaría tan fresco, y se nos pondría más oscura.

Kitchari de habas de soja secas


kitchari-vegan

El kitchari es un plato famoso del Ayurveda, por su capacidad de desintoxicar el cuerpo. Se suele preparar con habas de soja mung (la soja verde). Aqui va preparada con habas de soja amarilla, pero también se podría sustituir la soja mung por lentejas rosas. Lo importante son las especias que contiene, por sus virtudes medicinales y desintoxicantes. Se pueden añadir verduras de temporada mientras sean digestas, como patata, boniato, o zanahoria.

Ingredientes : 

  • 1 cucharadita de comino en grano
  • 1 cucharadita de cúrcuma
  • 1 cucharadita de fenogreco
  • 1 cucharadita de garam masala
  • 1 cucharadita de jenjibre fresco rallado
  • 1 cucharadita de semillas de cilantro molidas
  • 1/2 cucharadita de semillas de hinojo
  • 100g de soja seca
  • 1 vasito de arroz basmati
  • 2 zanahorias
  • 1 tomate pelado
  • 3 vasos de agua
  • sal, pimienta
  • 2 hojas de laurel
  • cilantro fresco picado 

Poner la soja en remojo al menos 8 horas. Una vez esté un poco tierna, triturarla ligeramente en un blender con un vaso de agua hasta tener trocitos de más o manos 5 milímetros de grosor. Esta operación permitirá que las habas se hagan más rápido y que queden ligeramente firmes. 
 
Poner a calentar unas cucharadas de aceite neutro en una sarten. Añadir las especias y dejar que se calienten. Añadir el tomate pelado, las zanahorias picadas muy finas y dejar que se cocine lentamente. Añadir entonces la soja triturada, el laurel, dos vasos de agua y dejar que se haga media hora. 
Añadir entonces el arroz y dejar que vaya absorbiendo el líquido. Si falta un poco de agua, añadirla, pero sin que el arroz quede demasiado caldoso. 
Servir con cilantro fresco.





Buddha Bowl de quinoa, zanahorias, garbanzos y tofu, salsa de mostaza y tahini

El "buddha bowl" es el plato combinado de toda la vida, sólo que se hace exclusivamente con alimentos saludables y generalmente "superalimentos" (éstos que nos proporcionan muchísimas vitaminas y nutrientes!). En esta versión lleva quinoa, zanahoria y garbanzos al horno, tofú rebozado, aguacate y naranja. Todas las texturas están presentes, desde cremoso a crujiente, y el abanico de sabores también es amplio, desde dulce a ácido. Este plato te dejará [email protected] a todos los niveles, y saber que encima es una mina de cosas buenas para el cuerpo lo hace más atractivo aún!

Ingredientes : 
  • 150g de quinoa
  • 6 zanahorias (500g)
  • 300g de garbanzos cocidos
  • 200g de tofu ahumado
  • 1 aguacate
  • 1 naranja
  • perejil y cilantro picados
  • 1 cucharada de harina de garbanzo
  • 1 cucharadita de comino molido
  • tomillo 
  • sal, pimienta
  • sal maldón
Para la salsa : 
  • 1 cucharada de mostaza fuerte
  • 1 cucharada de tahini
  • 1 cucharada de vinagre balsámico
  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 4 cucharadas de agua
  • 2 dátiles
  • una pizca de sal

 
Cocer la quinoa en agua hirviendo. Cuando esté ya un poco blanda, escurrir, y volver a poner a cocer tapado, a fuego muy bajo unos 10 minutos para que vaya absorbiendo el sobrante de agua (asi se quedará más separada). Cuando está ya cocido, añadirle sal, pimientra, cilantro y perejil picados.
Preparar las zanahorias : pelarlas y cortarlas en bastoncitos. Ponerlas en un cuenco con aceite de oliva y tomillo, y hornear a 200 grados unos 20 minutos.
Para los garbanzos : escurrirlos muy bien (secar con papel si hace falta), y ponerlos en un cuenco, mezclados con el comino y con un poco de sal. 
Para el tofu : cortar en daditos, pasar por harina de garbanzo y tomillo, y poner sobre un papel antiadherente en un cuenco. Aliñar con un chorrito de aceite de oliva. 
Cuando las zanahorias están casi hechas, subir el horno a 230 y poner a hornear los garbanzos y el tofu también para que se vayan dorando. Cuanto más dorado, más sabor.

Preparar la salsa : verter todos los ingredientes en un blender, triturar hasta que se forme una emulsión.


Preparar los platos : empezar poniendo la quinoa, y luego en cada lado un ingrediente : tofu, garbanzos, zanahorias, aguacate y naranja en rodajas. Terminar disponiendo la salsa encima, y un poco de sal maldon.

El plato combinado vitamínico

Un plato combinado fresco, nutritivo, equilibrado, y lleno de nutrientes! Sus sabores variados satisfarán tu paladar mientras que sus vitaminas ayudarán a tu cuerpo a reforzar sus defensas para luchar contra los virus.




Por qué es un "súper" plato ?
  • El aguacate actua como un acelerador nutritivo, es decir que permite la mejor absorción de las vitaminas contenidas en otros alimentos (a parte de contener también muchas vitaminas, la vitamina E en particular)
  • Los tomates, la lechuga y la naranja son unas fuentes naturales de vitaminas A y C, que son muy útiles al buen funcionamiento del sistema inmunitario
  • El aceite de oliva, de sésamo y las avellanas contenidas en este plato nos proporcionan antioxidantes y grasas saludables que nos ayudarán a producir y mantener los globulos blancos necesarios para combatir las infecciones. 
  • El trigo sarraceno nos aporta proteínas completas e hidratos de carbono que nuestro cuerpo necesita para mantenerse en forma.
  • La coliflor es una excelente fuente de calcio y hierro, que siempre nos va bien a los vegetarianos, y más aún a los veganos. A parte, actúa como un excelente limpiador del hígado, que nos ayudará a compensar los excesos de las fiestas!

Ingredientes (para dos platos grandes) : 
  • 300g de coliflor 
  • 150g de trigo sarraceno
  • 30g de champiñones picados
  • 1 diente de ajo
  • 3 cucharadas de salsa de soja (o tamari para celíacos)
  • 2 cucharadas de aceite de sésamo
  • 1 pizca de 5 especias chinas
  • 1 pizca de pimienta de Sichuan molida
  • lechuga
  • 1 tomate
  • 1 aguacate
  • cilantro picado
  • 1 naranja
  • avellanas picadas
  • aceite de oliva

Limpiar el trigo sarraceno con agua fría, y ponerlo a cocer en agua hirviendo unos minutos (hasta que esté blandito, pero todavía ligeramente crujiente).
Triturar la coliflor en ramitos en un procesador, hasta obtener miguitas de unos 3-4 milímetros de grosor.
Saltear los champiñones picados en un poco de aceite de oliva. Añadir la coliflor y tapar. Dejar a fuego medio unos 5 minutos, justo el tiempo necesario para que se ablande ligeramente la coliflor (tiene que quedar firme). Añadir el ajo picado, dejar que se dore ligeramente, añadir las especias, la salsa de soja, saltear brevemente, añadir el aceite de sésamo y apagar el fuego enseguida. Incorporar el cilantro picado.

Triturar el aguacate con un tenedor, añadirle cilantro picado, un poco de sal, y una cucharadita de aceite de oliva.
Cortar la naranja en media rodajas, cortar los tomates en cubitos, picar las avellanas.


Montar los platos con un poco de lechuga, un poco de aguacate y tomate, el salteado de coliflor y decorar con las naranjas. Terminar con las avellanas picadas, y un chorrito de aceite de oliva.


Rollitos de verano vietnamitas

 
Los rollitos de verano representan un entrante refrescante, ligero, y que impresiona siempre a los invitados. Todo eso sin invertir ni mucho tiempo ni mucho trabajo! Sólo hace falta disponer de los ingredientes adecuados para realizar estas bombas de sabor, que le encantarán a tu paladar mientras dejarán tu silueta intacta.





Ingredientes (para 6 rollitos grandes) : 
  • 6 obleas de papel de arroz
  • 2 zanahorias grandes
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pepino 
  • 1 cebolla tierna
  • 1 lima
  • 1 cucharadita de jenjibre fresco rallado
  • 2 cucharadas de salsa de soja
  • 2 cucharaditas de azúcar
  • 1 cucharadita de aceite de sésamo
  • 50g de cacahuetes
  • 1/2 diente de ajo 
  • 1/2 guindilla
  • 50g pasta de arroz (la más fina posible)
  • cilantro (hojas enteras)
  • albahaca (hojas enteras)
  • menta (hojas enteras)

Preparar las salsas :

Salsa de jenjibre : mezclar el jenjibre con 1 cucharada de salsa de soja, media cebolla picada, medio diente de ajo picado, 1 cucharadita de aceite de sésamo, el zumo de media lima, y la cucharadita de azúcar. Añadir 3-4 cucharadas de agua.
Salsa de cacahuete : picar los cacahuetes, ponerlos a tostar en una sartén. Cuando estén bien tostados, añadir 1 cucharadita de azúcar y dejar que caramelice, luego 1 cucharada de salsa de soja, 1/2 guindilla (menos si pican mucho), y desglasear con un vaso de agua (15cl). Echar todo en un bol de turmix y triturar muy bien. Añadir un poco de agua si se ve muy espeso.

Hacer la pasta : en una olla con agua hirviendo, tirar la pasta de arroz y dejarla 1 minuto, sólo hasta que se ablande ligeramente. Tiene que quedar todavía firme. Pasarla entonces bajo un chorro de agua fría para cortar la cocción y que no se pegue. Aliñarla con un poco de salsa de jenjibre.



Para los rollos :
Pelar las zanahorias, cortarlas en tiras muy finas. Pelar el pepino y cortarlo también en tiras, desechando toda la parte de las semillas. Cortar también el pimiento en tiras finas. Rociar con zumo de lima.

Formar los rollos : en un recipiente ancho, poner 2-3 cm de agua fría, y poner una oblea en remojo 1 a 2 minutos. Se tiene que ablandar totalmente. Sacarla, disponerla en una tabla, e ir disponiendo en el centro primero unas hierbas, luego las verduras, un poco de pasta, y acabar con cebollita y cacahuetes picados. Doblar la parte baja, y enrollar el rollito. Se tiene que proceder con mucho cuidado ya que las obleas son frágiles. Repetir esta operación hasta que se acaben las verduras. 



Para que no se peguen los rollitos entre sí, disponerlos en hojas de lechuga. Además la lechuga les añadirá crujiente y frescura a la hora de comerlos.



Los rollitos se comen con los dedos, mojándolos en las salsas. Se suele enrollarlos en la hoja de lechuga con unas hojas de menta para darles más aromas.