Tatín de albaricoques

La tarta "Tatin" es una tarta que se hace al revés : se empieza por la fruta, y se pone la masa encima, para que una vez que le demos la vuelta, quede todo en su sitio. Se suele hacer con manzanas, pero con un poco de imaginación se puede hacer con peras, ciruelas, higos, etc...o albaricoque como en esta receta. Se suele comer caliente, con una bola de helado de vainilla para hacer un contraste frío/calor.



Ingredientes :
  • 12 albaricoques frescos
  • 1 masa quebrada
  • 100 gramos de azúcar
  • 10 gramos de azúcar avainillado



Preparar un caramelo con el azúcar : verter el azúcar en una olla con dos cucharadas de agua, calentar y dejar que vaya hirviendo, hasta que se vuelva dorado. Verterlo directamente en el fondo del molde de la tarta.
Partir los albaricoques por la mitad, sacar los huesos, y repartir las mitades en el molde, encima del caramelo. Tienen que ir con la parte del hueso arriba.

Disponer la masa encima, poniendo los bordes por dentro del molde.
Hornear a 200 grados unos 25 a 30 minutos, hasta que los albaricoques hayan soltado bastante jugo y que la masa arriba esté crujiente.

Sacar del horno, dejar que enfríe un poquito, cubrir con un plato grande y darle la vuelta a la tarta como si fuese una tortilla (mejor si el plato es más grande que el molde, para que no se nos caiga el jugo de la fruta!).

Servir en porciones con una bola de helado en cada plato.


Veggie+ : al igual que la zanahoria, los albaricoques contienen una cantidad muy elevada de vitamina A en forma de betacarotenos y de antioxidantes, lo que hace de esta fruta una aliada muy buena en la prevención del cáncer y la salud de la vista (entre otras muchas cosas). Saber más sobre los albaricoques.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada