Samosas de espinacas

Las samosas, estas empanadillas de forma triangular, son originarias del sur de Asia. Se cocinan en especial en India y Pakistan donde se sirven bastante picantes, con una salsa de yogúr.

Ingredientes (para 12 empanadillas) :
  • 4 hojas de pasta de brick
  • 400 gramos de espinacas (pueden ser congeladas)
  • 1/2 pimiento rojo
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 1 cucharadita de harina
  • 10 cl de nata (o nata de soja)
  • 1 cucharadita de garam masala
  • 1 cucharadita de cominos molidos
  • 1/2 cucharadita de picante
  • 1/2 cucharadita de jenjibre
  • sal
Poner las espinacas a hervir unos 5-6 minutos.
Mientras tanto, picar el pimiento, la cebolla y el ajo muy finito, echarlos en una sartén con un poco de aceite y con las especias y dejar que se doren 2 minutos. Añadir las espinacas bien escurridas, y dejar que el agua se evapore a fuego vivo, removiendo de vez en cuando. Una vez que estén un poco secas, añadir la harina, la nata, la sal, y mezclar hasta obtener una masa gruesa. Apartar del fuego.
Disponer una hoja de brick en la mesa, cortarla en 3 bandas, y poner un poco de relleno de espinacas en la extremidad de la primera banda. Doblar la samosa, y disponerla en una placa para el horno. Repetir la misma operación con las demás bandas, hasta conseguir las 12 samosas (puedes seguir esta receta para ver cómo se doblan).
Hornear a 200 grados unos 10-12 minutos hasta que la pasta de brick se vea bien dorada.

Las samosas de espinacas se sirven con un poco de salsa de yogúr (raita), y son perfectas para una cena de tapas originales, o en aperitivo antes de una cena India.


Veggie+ : se puede añadir tofú en la receta : 100 gramos, cortado en daditos, así aportamos proteínas a un plato que ya contiene hidratos de carbono, fibras, vitaminas y muy poca grasa. Las espinacas a parte de mucha fibra contienen elementos anticancerígenos como los betacarotenos, y antioxidantes. También son ricas en hierro. Saber más sobre las espinacas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada