Lasaña de verduras

La lasaña es típica de Italia, pero ya se puede comer en casi todos los países, en una infinidad de variantes.
La lasaña de verduras tiene menos grasa que la de carne, más fibra y vitaminas, por lo que es mucho más saludable. Para que no nos quede sosa, le pondremos verduras de mucho sabor : setas, pimiento rojo, y tomate.

Ingredientes :

Para las verduras :
  • 8 placas de lasaña de espinacas
  • 150 gramos de queso rallado
  • 1 calabacín
  • 1 cebolla grande
  • 6 o 7 champiñones (o 1 bolet, si tenemos!)
  • 1 pimiento rojo
  • 2 tomates
  • 1 diente de ajo
  • 15 cl de salsa de tomate
  • 2 hojas de laurel, y hierbas de provenza
Para la salsa bechamel :
  • 5 cucharadas de aceite de oliva
  • 3 cucharadas de harina
  • 1/2 litro de leche
  • 20cl de agua
  • 1/2 cubito de caldo de verduras
  • nuez moscada
  • sal, pimienta

Cortar la cebolla y el pimiento rojo en trozos muy pequeños. Freírlos en un poco de aceite de oliva. Añadir el ajo y los tomates picados muy finitos y los champiñones cortados en láminas. Dejar que se haga a fuego lento unos 15-20 minutos, con el laurel, sal, pimienta, y las hierbas de provenza.
Por otro lado, cortar el calabacín en láminas de 2 o 3mm, en el sentido del largo. Poner estas láminas en el micro ondas, unos 5 minutos, para que se ablanden.
Luego preparar la bechamel : calentar el aceite de oliva en una olla, añadir la harina y remover bien. Dejando la olla a fuego lento, añadir un poco de leche hasta que se forme una masa. Añadir un poco de leche otra vez y dejar que se caliente y se espese de manera uniforme, sin dejar de remover, para que no se formen grumos. Repetir el proceso hasta que se nos acabe la leche. Dejar en el fuego, y añadir el caldo de verduras hecho con el agua caliente y el medio cubito. Nuestra bechamel tiene que quedar bastante líquida, para que pueda cubrir y humidificar las placas de lasañas. Perfumarla con un poco de nuez moscada.

Para formar la lasaña, empezar con verter un poco de bechamel en el fondo de un plato cuadrado. Disponer 4 placas, o más si el plato es más grande. Cubrir con una capa de verduras. Cubrir con las láminas de calabacín. Verter un poco de salsa de tomate, y otra vez un poco de bechamel. Volver a cubrir con las placas de lasaña, y con el resto de verduras. Verter más salsa de tomate, el resto de la bechamel, y cubrir con queso rallado.

Hornear a 180 grados unos 40 minutos, para que las lasañas se queden blandas, y que el queso quede bien gratinado.

Truco : si quieres obtener un efecto "bolognese", puedes incorporar a las verduras unos 200 gramos de tofú triturado. Las lasañas te saldrán más consistentes y sabrosas.

Veggie+ : la pasta con verduras suele contener entre un 30 y un 40% de verduras, lo que representa más calcio, más hierro, más fibra, y menos hidratos de carbono que en la pasta normal.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada